Marca Personal: 4 PASOS PARA TRABAJAR TU PROYECCIÓN PÚBLICA COMO ESPECIALISTA

Actualizado: 8 de oct de 2020

Este post será de utilidad si tu intención es posicionarte como una autoridad y además tienes una intención clara de vender tus servicios.


PUEDES VER LA VERSIÓN EN VIDEO AQUÍ:

https://www.youtube.com/watch?v=O8U6xRIfjrM&t=130s

En el mundo actual, no basta con ser un asesor, coach o terapeuta extraordinario. Si como individuo y como especialista no te posicionas correctamente en el mundo digital vas a encontrar un techo para tu expansión y monetización.

Antes de pasar a darte técnicas, primero quiero que comprendas por qué es TAN importante la proyección pública: Tu valor en el mercado, como marca personal, va a ser medido por cómo te muestres, por la calidad de lo que haces y sobre todo por las conexiones emocionales que generes.

EL PUNTO DE PARTIDA

Es importante que recuerdes que al hablar de marca personal no estamos buscando hacerte famoso, o que tengas miles de seguidores. Para alinearte con una mentalidad de éxito es importante que fijes como objetivo el crear un negocio sólido que te permita ayudar profundamente a otras personas, mientras creas riqueza y libertad para ti (y los tuyos).

Por ello debes cambiar el ego, la adivinanza o apelar sólo a la intuición y lo espontáneo para colocar por delante dos elementos: estrategia y estructura.

LA FORMULA DE ORO PARA VENDER COMO MARCA PERSONAL

Si tu logras que tu potencial cliente SIENTA y COMPRENDA que tú eres el especialista que tiene la SOLUCIÓN a su problema allí vas a encontrar una verdadera oportunidad.

¿Cómo logras ser efectivo para darte conocer públicamente y además atraer clientes?

En esta oportunidad te invito a que te enfoques en 4 áreas:

1. PLATAFORMAS

2. CONTENIDO

3. NETWORKING

4. PROMOCIÓN

1. PLATAFORMAS

Selecciona 1 plataforma o vía de exposición principal donde vas a concentrar mayoritariamente tus esfuerzos y luego escoge 1 plataforma de apoyo (secundaria).

EJEMPLO: tu plataforma principal de conversión puede ser YouTube. Allí vas a compartir tu mejor contenido, tu contenido premium. Luego, emplea Instagram como plataforma de interacción, relacionamiento más 1 a 1, de consolidación de comunidad y tu tribu.

2. CONTENIDO:

Seguimos con el mismo ejemplo: Youtube e Instagram.

En YouTube la clave está en crear contenido educativo que pueda mantenerse útil en el tiempo. Lo que en inglés se conoce como contenido ever-green (que no pierde vigencia).

Debe cumplir 3 variables: ser conciso, práctico y profundo. Muy importante, ese contenido en Youtube debe estar alineado a lo que ofreces en tu portafolio de servicios.

En el caso de Instagram:

Trabaja con la regla 70 - 30. 70% contenido relacionado a tus servicios y 30% asociado a quién eres tú como individuo (tu lado humano) que coincida tanto con la personalidad y la aspiración que tiene tu cliente ideal.

Ejemplo: En YouTube: Publica videos tutoriales o minicursos. En Instagram, postea en tu feed capsulas educativas (70%) y si tienes identificado que tu cliente quiere libertad, entonces comparte información de tus viajes y como se conecta eso a lo que tú haces como especialista (30%).

El contenido de Youtube, te servirá para nutrir el blog de tu página web y hasta para nutrir tus conferencias.

3. NETWORKING INTENCIONAL: Como marca personal vas a crecer aceleradamente si te apoyas en círculos de valor y personas clave. Aquí te comparto algunas ideas que te ayudaran a que tu nombre y especialidad sean reconocidos:

Únete a asociaciones profesionales o grupos que compartan tus intereses y asegúrate de aportar valor y no solo estar para tomar algo de ellos.